18 diciembre, 2020
A estas empresas les gusta el lujo que te mereces

A estas empresas les gusta el lujo que te mereces

Son muchas horas de sacrificio de trabajo. ¿Has contado cuántas pasas al año? Y todo esto se hace para poder tener dinero y luego disfrutar de ello. Y es que, tener dinero, aunque nos hagan pensar lo contrario, no es nada malo. Todo lo contrario, si se ha ganado con el sudor de la frente y dignamente, es para estar muy orgulloso y presumir de cuenta corriente.

Sin embargo, en España hay un miedo tremendo a decir cuánto dinero tenemos. Seguro que es por culpa de que generaciones pasadas no lo ganaron de forma digna, y les da vergüenza decir que tienen un buen colchón en el mapa. Hay que acabar con este fariseísmo  y levantar la cabeza cuando nos pregunten qué tal nos va la vida. Eso sí, nuestro consejo es que el dinero está para gastarlo y disfrutarlo, por eso te vamos a contar una serie de lujos que te puedes dar. Sobre todo, porque te lo mereces.

Un coche

Desde hace mucho tiempo el poder va a asociado a los automóviles. Pero no queremos recomendar el que más corra, no. Queremos recomendar el que más prestaciones tiene, el que más lujo puedes encontrar. Lo que te ofrecemos es que te sientas como un James Bond. Por ejemplo, Aston Martin es la marca en la que estás pensando. El fabricante británico acaba de lanzar su primer SUV, el DBX. Un coche que ofrece una amplia gama de prestaciones, desde la dinámica de los coches deportivos hasta la versatilidad de los todoterrenos. El precio ronda los 200.000 euros, pero para eso está el dinero. ¿No?

Parking

Y cuando tengas ese coche está claro que no lo puedes dejar en la calle, pero tampoco le puedes meter en los garajes comunitarios. Ya sabemos que hay muchos vecinos envidiosos y seguro que no les sienta nada bien ver ese coche de lujo al lado de su ….utilitario. Por eso, si estás en Madrid lo que tienes que hacer es llevar tu auto a Orbit Parking. Un aparcamiento donde sus usuarios pudieran reservar con antelación y disfrutar de las ventajas que un parking exclusivo como este ofrecer: diseño, automatización, servicios vip y mucho más. Con un servicio exclusivo pensado para que los clientes obtengan la atención y las prestaciones que se merecen. Este parking situado en el centro de Madrid pretende dar una “vuelta de tuerca” a lo que hay ahora mismo en el sector y marcar la diferencia. Y damos fe de que lo ha logrado.

Un reloj

Y si hay algo de lujo, es un reloj. La mejor manera de darle caché a nuestra muñeca. No hay nada más elegante para un hombre o para una persona que mostrar un reloj de lujo. Ahora mismo en el mercado hay muchos, pero nosotros nos decantamos por un reloj Carrousel Répétition Minutes por 452.800 €, y en Breguet tienes su reloj de bolsillo Classique «Grande Complication» por 857.500 €. Una inversión que seguro se convertirá en el mejor tesoro de la familia. De esos relojes que luego pasan de padres a hijos y a nietos. Eso sí, puede ser el que provoque un cisma familiar.

Un viaje

Los anteriores lujos son objetos o situaciones que puedes disfrutar. Pero también están muy bien los lujos que quedan en la memoria. Y en eso siempre ganan los viajes. Aunque ahora por culpa del Covid no se puede viajar mucho, siempre podemos sacar algo que se quede en nuestra mente para siempre. Nuestra recomendación es que hagas un viaje en solitario o en familia a lugares como por ejemplo Noruega y sus fiordos. Y si quieres hacer el viaje de tu vida solo tienes que embarcarte hasta Nueva Zelanda. Tendrás fotos para dar envidia en tus redes sociales durante mucho tiempo.

El vino

Y vamos a terminar este artículo dedicado a empresas que les gusta el lujo que te mereces brindando. Y que mejor forma de hacerlo que brindando, y lo vamos a hacer con vino, y por supuesto con vino nacional. Abrimos la botella de un vino de Las Pedroñeras (Cuenca). Y es el más caro que se fabrica en España, pero también uno de los más prohibitivos del mundo. Este año el precio de su edición oro oscila entre los 17.000 a los 25 000 €, pero si nos vamos a la edición más especial, una creación que aúna arte y vino, el precio asciende a los 340 000 euros. Eso sí, un lujo pero que esperemos que nadie derrame ni una sola gota.