15 octubre, 2019
Recetas fáciles con tomate

Recetas fáciles con tomate

Si tu nivel de cocina es básico tirando a principiante. Sigue leyendo. Este artículo te va a gustar. Te vamos a ofrecer unas cuantas recetas fáciles de hacer con un ingrediente en común: el tomate. Y es que, el rey de la huerta sigue estando presente en muchas comidas. Un alimento que siempre nos hace un avío y que representa muy bien la gastronomía española. Seguro que se te vienen a la cabeza un montón de platos donde el tomate es quien pone la nota de color y, por supuesto, de sabor.

Pastel de pisto

Vamos a darle un toque de originalidad y sabor a nuestras comidas con este pastel de pisto y masa filo. Una forma diferente de comer verduras, con todo el sabor y los ingredientes naturales, combinados con tiras de pollo y un crujiente de masa filo que te encantará. La receta es para cuatro personas, con una duración de 30 minutos y con una dificultada sencilla.

Ingredientes

  • 1 bote de pisto de verduras
  • -1 pechuga de pollo
  • -1 paquete de masa filo
  • -1 huevo
  • -1 cdta. de estragón
  • -1 cdta. de ajo en polvo
  • -1 cdta. de tomillo
  • -Aceite de oliva
  • -Sal

Cuece la pechuga de pollo en agua hirviendo durante unos 15-20 minutos. El tiempo de cocción variará dependiendo del tamaño de la pechuga; puedes comprobar el punto dando un corte en el centro. Una vez cocida, deja enfriar para poder manipularla con las manos sin quemarte y desmígala usando los dedos.

Por otro lado, pon un chorro de aceite en una sartén y añade el pollo desmigado. Dóralo ligeramente y añade el pisto. Remueve bien, deja que se caliente a fuego suave y ajusta el punto de sal si lo consideras necesario. Añade el ajo en polvo, el tomillo y el estragón y mezcla bien. A continuación, vierte el pisto en una fuente redonda apta para horno. Ve cortando rectángulos de masa filo no muy grandes y ve colocándolos, ligeramente arrugados, encima del pollo con pisto. Repite esta operación hasta que cubras toda la fuente. Bate el huevo y unta con él la masa filo. Hornea a 180º hasta que se dore.

Sopa de cebolla y tomate

Hay algo más exquisito que una sopa. En este caso vamos a reinventar el clásico francés con esta cebolla frita. La sopa de cebolla gratinada es un plato que requiere mucho tiempo de preparación puesto que hay que dejar que la cebolla se poche muy lentamente.

  • -1/2 bote de cebolla frita Hida
  • -1 cda. de harina
  • -1/2 litro de caldo
  • -125ml de vino blanco
  • -Queso para gratinar
  • -2 rebanadas de pan
  • -Aceite de oliva

En una sartén, echa un poco de aceite de oliva y añade la cebolla. Deja que se caliente a fuego lento y añade la harina. Remueve bien y mezcla hasta que se integre. Retira la cebolla y resérvala. Por otro lado, pon el caldo a calentar en un cazo junto con el vino blanco y sal y pimienta al gusto. Deja que hierva y cocina durante 5 minutos para que se evapore el alcohol del vino. Reparte la cebolla en boles y sirve encima el caldo. Pon un trozo de pan en cada bol y un poco de queso para gratinar. Puedes gratinar el queso usando un soplete o al microondas.

Ensalada de pulpo y tomate

Esta receta se puede tomar tanto templada como fresquita y es el plato perfecto para los días calurosos que están por venir. Usando unos garbanzos de calidad ya cocidos y un buen pulpo, no se tarda nada en hacer. Además, el tomate natural ya pelado os ahorrará un buen rato de preparación y le aportará un frescor extra a esta increíble ensalada.

Ingredientes:

  • -400g de garbanzos cocidos
  • -150g de pulpo cocido
  • -3 tomates al natural pelados Hida
  • -1 cebolla morada pequeña
  • -3 o 4 ajetes tiernos
  • -3 cdas. de aceite de oliva
  • -1 cda. de vinagre de Jerez
  • -1 cdta. de pimentón dulce

Escurre los tomates y trocéalos para después reservarlos mientras preparas el resto de la ensalada. Pica también la cebolla y resérvala. Por otro lado, en una ensaladera, pon el aceite de oliva, el vinagre de Jerez, el pimentón y sal al gusto y remueve hasta que se mezcle bien. Echa encima los garbanzos, así como la cebolla, el pulpo y el tomate. Mezcla muy bien, asegurándote de que la vinagreta que has preparado al fondo de la ensaladera se reparte de forma uniforme por toda la ensalada.

Afortunadamente ya puedes encontrar en el mercado ese sabor de tomate auténtico. “Al recolectar el tomate en su momento óptimo de maduración conseguimos el color y equilibrio adecuado entre acidez y azúcares que nos garantiza una conservación natural sin necesidad de aditivos”, explican desde Tomates Hida. Una empresa de alimentación que lleva desde 1954 ofreciendo la mejor calidad en sus productos, aunando innovación y tradición para hacer llegar hasta cada hogar tomate frito casero, relleno de empanadillas, salsas caseras para pastas y otras conservas vegetales que hacen nuestra vida un poco más sencilla. Con estas ricas recetas vas a conseguir ponerle naturalidad y sabor a todas tus recetas.