4 octubre, 2017
Los servicios de transporte colectivo pueden dejar de funcionar en Londres

Los servicios de transporte colectivo pueden dejar de funcionar en Londres

Desde hace unos años viene siendo una tendencia del mercado acudir a los servicios colectivos, ya que entre sus ventajas está el ahorro de dinero, o la facilidad de conseguir lo que se necesita. En el caso del transporte, empresas como Uber, Cabify o Blablacar, se encargan de poner en contacto a las dos partes de la relación de servicios.

Centrándonos en Uber, esta empresa pone en contacto a un conductor privado y a un usuario con el fin de realizar un transporte previamente pactado. Este tipo de servicios se presta por varias empresas diferentes a través de aplicaciones como Cabify o Car2go, y se han convertido una alternativa al taxi en muchas ciudades.

Este tipo de aplicaciones aterrizaron alrededor del 2012 en las grandes ciudades, e iban a revolucionar el mercado del transporte debido a que la relación calidad-precio era mucho mejor respecto a los taxis. Y además, su uso era mucho más sencillo ya que se hacía automáticamente desde el smartphone.

El gran problema de este tipo de aplicaciones ha sido que se necesitaba un tipo de licencia especial para que los coches suscritos pudieran realizar los transportes de personas. Pero esto no ha impedido para que ya hayan más de tres millones y medio de londinenses que usan estos servicios, y más de cuarenta mil conductores que se ganan la vida con esta aplicación.

Uber puede quedar paralizada en Londres por motivos de seguridad

Recientemente, el Consejo Regulador del Transporte de Londres (TfL), que es el organismo que controla el transporte público de la capital inglesa, ha denegado la renovación de Uber que expira a finales del mes de septiembre, alegando motivos de seguridad. Esta decisión será recurrida por Uber, pero hasta que haya un pronunciamiento puede pasar un tiempo en el que Uber no pueda funcionar.

Según el TfL, la conducta de Uber no ha sido responsable en algunos asuntos que tienen potenciales implicaciones para la seguridad pública. Entre estos asuntos, destacan: su actitud a la hora de informar de delitos graves, su actitud en la forma de obtener certificados médicos y su actitud a la hora de impedir a los funcionarios que lleven a cabo sus deberes reguladores y de cumplimiento de Ley, entre otros.

Lo que se reprocha es el hecho de que Uber no ha explicado de manera adecuada cómo los conductores obtienen los certificados médicos o de penales necesarios para la concesión de licencias e incluso pueden haber obstruido el trabajo de los que deben asegurarse del cumplimiento de la ley.

Esta noticia ha llegado a España en un momento de relativa calma en el sector del transporte privado de personas En este sector existe una gran batalla por parte del  sector del taxi, que solicita que se cumplan los límites establecidos para las licencias VTC, que son las que utilizan los vehículos que utilizan las aplicaciones como Uber o Cabify.

Lo que resulta de toda esta situación es el hecho de que estas aplicaciones todavía no han encajado perfectamente en la sociedad. Por tanto, si se quiere invertir de una manera segura, se tendrá que invertir en el sector del taxi. En este sector destaca una empresa, Servitaxi una empresa experta en el sector del taxi, que trabaja para los profesionales, para conseguir la mejor rentabilidad del mercado gracias a su servicio de asesoría del taxi en Madrid.

Para finalizar, esta noticia que hemos comentado puede dar lugar a que más ciudades opten por no renovar las licencias, si están obstaculizando alguna investigación o gestión de la autoridad competente. Sin duda, tenemos un periodo interesante para ver como transcurren los acontecimientos.