23 Julio, 2017
Consejos para viajar con personas mayores

Consejos para viajar con personas mayores

Cuando llega el verano muchos abuelos con un grado de dependencia en sus familiares tienden a ser dejados en residencias de mayores cuando los hijos se van de vacaciones. Hoy en día existen muchas alternativas para irse de vacaciones con las personas mayores, porque cada vez más está más extendida la idea de que es mejor no dejar a nadie fuera de las vacaciones.

Cuando viajamos queremos estar lo más libres posibles, y para ello tendemos a quedarnos con lo mínimo para que nadie nos moleste. Unos amigos míos cada verano, en la segunda quincena de agosto, enviaban a los hijos de campamento 15 días, llevaban a las mascotas a hoteles de animales, y se iban dos semanas a viajar sin responsabilidades y sin nada que les molestase. Si hubiera personas mayores la cosa es más complicada.

Las personas mayores asocian las residencias con lugares similares a aparcamientos de personas mayores. Y esto es una imagen que se ha ganado a pulso, ya que muchos empresarios han visto en las residencias de ancianos una gran oportunidad de negocio, en la que no se tienen ni los medios ni el personal suficiente para dar servicios de calidad.

Con el fin de que en este verano no se deje de lado a las personas mayores durante las vacaciones, venimos a daros unos pequeños consejos para que no parezca que las vacaciones con personas mayores son complicadas. Siempre hay que tener en cuenta un punto importante, y es que a las personas mayoras hay que darles independencia. La independencia y autonomía en las personas mayores es un elemento muy importante que hay que tener en cuenta, porque permite que no haya una dejadez en las tareas diarias, lo que influye directamente en el estado físico y la salud.

 De hecho, si antes hablábamos de las residencias de mayores donde lo que se busca es que los ancianos den los mínimos problemas posibles, ahora damos una solución en el caso de que sea imposible que las personas mayores viajen con nosotros. Me refiero a los apartamentos tutelados, una alternativa a las residencias de mayores, en la que se ofrece un apartamento con todo lo necesario para hacer la vida diaria, con unos servicios complementarios que van desde la supervisión médica, a la asistencia de personas para cualquier tipo de ayuda. Este tipo de apartamentos tutelados pueden ser ofrecidos por algunos municipios, y también por empresas privadas como Sanvital, que ofrece sus servicios en Madrid.

Consejos para viajar con personas mayores

Lo primero de todo es tener en cuenta la salud, ya que muchas veces las personas siguen tratamientos con varias medicinas que se tienen que tomar a una hora en concreto. Consultar al médico para que nos de una lista de los medicamentos a tomar, la cantidad a tomar, la frecuencia y las incompatibilidades con otros medicamentos o alimentos, permitirá estar cubierto respecto a la salud de las personas mayores. En caso de que se vaya a estar mucho tiempo de vacaciones, será conveniente buscar con antelación sitios donde comprar medicinas (a pesar de llevar suficientes de casa, puede haber emergencias), así como clínicas dónde poder ir en caso de emergencia.

Tener en cuenta el tiempo que va a hacer es imprescindible, ya que llevar ropa adecuada es uno de los puntos importantes para el cuidado de las personas mayores. Esto es debido a los cambios de temperatura pueden causar gripes que pueden afectar a las vacaciones. Por tanto, si se va a un clima cálido, es recomendable llevar ropa de algodón transpirable, y también ropa de abrigo para las noches, ya que normalmente refresca por las noches, y los cambios de temperaturas pueden causar problemas. Si se va a un clima frío habrá que ir preparado con todo lo necesario para no pasar frío.

Por último, tenemos que prestar atención a la necesidad de llevar un documento identificativo con todos los datos necesarios para que nos localicen, ya que pueden haber pérdidas en entornos muy concurridos. Y también es recomendable activar un seguro de viaje antes de salir, ya que puede que necesitemos algún control médico en alguna clínica, y con un seguro saldrá mucho más barato, y nos ahorrará tener que buscar.