25 marzo, 2017
Beneficios de la energía con biomasa

Beneficios de la energía con biomasa

El precio de la energía se está poniendo por las nubes. Este año hemos visto en las noticias como alcanzaba unos récords hasta antes ni pensados y todo se debía, según el presidente del Gobierno, todo se debía a que no llovía ni hacía viento. Depender de la climatología nos parece un lujo para muchas familias, y menos cuando no se encuentra entre una de las prioridades del Gobierno el que haya casas en las que no falten la calefacción o el suministro de luz. Es por esto que queremos hablaros de energías alternativas, como es la proporcionada por la biomasa que nos pueden instalar los profesionales de Eficiencia-V.

Pero vamos a explicar primero qué la biomasa. Se trata de la materia orgánica de origen vegetal o animal, incluyendo los residuos y desechos orgánicos, susceptible de ser aprovechada energéticamente. Las plantas transforman la energía radiante del sol en energía química a través de la fotosíntesis, y parte de esta energía queda almacenada en forma de materia orgánica. Esta puede servirnos para crear energía para casa, de una forma limpia y ayudando a la sostenibilidad del medio ambiente. Y hay que señalar que no se trata de destruir los montes o bosques para conseguir material para producir la energía, sino que, para los más escépticos, consiste en limpiarlos, y de esos desechos es de donde se obtiene lo necesario para convertirlo en energía.

Los beneficios de estos sistemas de calefacción que se están empezando a generalizar ya en muchos hogares de nuestro país son bastante claros para quienes optan por este tipo de combustible. Fundamentalmente, la gran ventaja es a nivel económico ya que el ahorro puede llegar hasta de un 40 por ciento frente al gasóleo en sus precios más altos que, no olvidemos, dependen del panorama internacional con una gran inestabilidad, aspecto que no caracteriza al mercado del pellet.

Por otro lado, además, la biomasa ofrece también una serie de ventajas frente al popular gas natural o a los sistemas eléctricos, si bien estas no son tan destacadas como respecto al gasóleo, pudiendo rondar en torno al 10-15 por ciento, pero no deja de ser una apuesta segura que se amortiza en dos o tres años, dependiendo del equipo adquirido y la superficie a calefactar.

Asimismo, el pellet es un material que se puede almacenar fácilmente, si se cuenta con una estufa, porque no caduca y no huele, no se humedece tampoco con facilidad como es el caso de la madera, que incluso puede coger bichos. En este caso, el equipo cumpliría la misma función que una chimenea pero mejorando el confort por el aire que reparte el calor en la estancia, automatizando el proceso y siendo más fácil de limpiar sin renunciar al placer de ver la llama ardiendo.

En cuanto a la caldera, si ésta se encuentra en una sala tradicional para comunidades de vecinos, se produce la descarga neumática del combustible, siendo, además, el pellet mucho más seguro y limpio que otros materiales que se han venido utilizando de forma sistemática hasta la actualidad.

Instalación con Eficiencia V

Si te hemos convencido para pasarte a la energía a través de la biomasa, te recomendamos la instalación de la caldera con la empresa especialista Eficiencia V, donde te asesoran sobre la instalación idónea de manera personalizada. Eficiencia-V es una empresa de ingeniería e instaladora de sistemas de energías renovables. Son líderes en instalaciones de energía solar fotovoltaica, energía solar térmica, aerotermia, calefacción de suelo radiante, por biomasa y  minieólica. Desde su posición ofrecen soluciones integrales para el desarrollo de proyectos energéticos y ambientales. Esta empresa está comprometida con la calidad y el respeto por el medio ambiente y consideran clave la fiabilidad, el compromiso y el alto nivel del servicio. Su catálogo de productos ofrece soluciones para todas sus necesidades. En esta empresa de Cádiz te diseñan y calculan todos los elementos necesarios para que disfrutes de un máximo confort y consigas un ahorro de hasta un 50 por ciento frente a otras tecnologías.

En cuanto a los tipos de caldera de biomasa, podemos encontrar diferentes variantes para escoger.

  • Las estufas de aire. Las estufas de pellets de aire son una solución ideal para calentar pequeñas o grandes estancias.
  • Las estufas de aire canalizable. Las estufas de aire canalizable están pensadas para repartir el aire caliente mediante conductos a las diferentes estancias del hogar, consiguiendo así una agradable sensación de confort más homogénea en toda la vivienda.
  • Las estufas de agua: Las Estufas de agua, diseñadas para ubicar en salones, cocinas, etc., constituyen un excelente sistema de producción de agua caliente y calefacción, respetuoso con el medio ambiente. Están disponibles en potencias desde 16 hasta 38 Kw, ofrecen una combustión excepcional y disponen de limpieza automática del intercambiador, con un rendimiento muy elevado y unas emisiones extremadamente bajas. Vamos, una delicia para ahorrar dinero en calefacción y disfrutar de la belleza del fuego, desde el sitio que elijas.